Perfil de campeona

Agustina Gay descolló en su debut en la categoría cadetes en el reciente Nacional de Santiago del Estero. La nadadora del Sport logró seis medallas en igual cantidad de pruebas y además consiguió dos marcas que la clasificaron al Sudamericano de Chile.

En Santiago del Estero volvió a repetir un exitoso arranque de temporada, claro que esta vez la producción en el plano nacional cobró mayor valor por lo mostrado y conseguido nada menos que en su estreno en una nueva categoría -cadetes- que asoma como otro desafío a superar en su ascendente carrera deportiva.

Un cúmulo de seis medallas (ver cuadro aparte), pero mejor aún la clasificación alcanzada en dos especialidades para el Sudamericano de Chile que se desarrollará en abril próximo, fue la valiosa recompensa obtenida en otra consagratoria actuación.

De esa manera el natatorio "Madres de ciudades" volvió a ser fiel testigo de su nivel y capacidad. Allí volvió a recoger los frutos de su responsable preparación. Es que la disciplina, exigencia y planificación son los pilares sobre los que sigue edificando sus aspiraciones y sueños.

A su regreso a la ciudad, en la intimidad de su hogar, Agustina Gay recibió en la víspera a LA VOZ DE SAN JUSTO con quien en una amena charla evocó su participación en el Campeonato República de Natación de Cadetes y Juveniles. Fenomenal desempeño para seguir sorprendiendo y construyendo un enorme futuro en la disciplina. En verdad, una sana costumbre de seguir revalidando pergaminos bajo su perfil de campeona.

 

-¿Esperabas semejante debut en cadetes donde das ventaja en la edad?

-Este año no solo estaba en desventaja de edad, sino que la modalidad de competencia era distinta a la que veníamos teniendo. Clasificar a la mañana y nadar las finales a la tarde implican mucho esfuerzo. Si bien estábamos bien preparadas no es fácil saber cuánto han mejorado tus principales competidoras y menos las chicas de un año más que no conocía. Me ha ido muy bien pero todo se lo debo a Aníbal (Gaviglio).

 

-¿Ibas a ver qué pasaba por ser tu primer año en la categoría o tenías en mente hacer algún podio?

-Con respecto a las carreras si bien corríamos todas juntas, los podios son por separado entre cadete 1 y cadete 2 con los cual la expectativa de hacer podio era buena, el tema es la cantidad de carreras, yo venía de correr a lo sumo 6 carreras y en este torneo entre las clasificaciones y finales nadé 11 carreras y el cansancio por momento empieza a pasar factura.

 

-Con Medun y Portella seguirán siendo los clásicos...

-Creo que sí, ellas son dos grandes referentes de la categoría 2005. Velocista como Chiara Medun no hay otra en la categoría y por otro lado Magdalena Portella debe ser la nadadora más completa porque domina muy bien todos los estilos. Espero seguir manteniéndome al mismo nivel de ellas.

 

-¿Hubo algún podio que disfrutaste más que otros?

-No, para mi todos los podios son importantes, más pensando que en promedio hay 70 chicas nadando esa misma prueba.

 

-¿Qué significó poder conseguir marcas para el Sudamericano?

-Conseguir las marcas para el Sudamericano me dio una alegría inmensa. Con Aníbal teníamos ese objetivo desde que empezamos a entrenar para este torneo y haberlo logrado nos deja a los dos más que felices. Además me ayudó que en la final del primer día de torneo ya hice una de las marcas, con lo cual me dio más tranquilidad para seguir con las demás carreras.

 

-¿Cambiaste el entrenamiento de cara a esta nueva etapa de tu carrera?

-Aníbal planificó cada día de entrenamiento desde mediados de diciembre a la fecha. Solo nos tomamos 5 días de vacaciones en todo el verano. Todo el trabajo lo hicimos Lucía Gaviglio, Belén Silvano Ruatta y yo que la verdad formamos un gran equipo.

De lunes a sábado entrenábamos con Marcos Suárez a la mañana, luego por la tarde Aníbal nos llevaba todos los días al gimnasio y después de salir del gimnasio dos horas más de pileta. Como se imaginarán por momentos estábamos todos muy cansados.

 

-El estilo espalda es tu fuerte pero también estuviste muy bien en las demás especialidades. ¿Quedaste satisfecha con lo mostrado en el arranque de la temporada?

-La modalidad de espalda me gusta y es el estilo que me posibilitó hacer las marcas para el Sudamericano. El estilo libre también me gusta mucho, me parece que en 100 libres podría haber estado mejor, pero en este tipo de torneo pesa mucho las carreras que tenés el mismo día.

 

-¿Haciendo un análisis de tu desempeño que factores destacarías y que aspectos crees que tenés que seguir puliendo?

-Yo quedé conforme con mi desempeño en general, sinceramente tengo que seguir aprendiendo mucho, por ejemplo en la primera carrera que corrí para clasificar se me acalambraron las piernas. Los nervios, la ansiedad, todo te juega en contra, si bien estamos acostumbrados a competir, este torneo era muy distinto, no solo por lo que estaba en juego, sino por la cantidad de nadadores que participaban, alrededor de 750, lo que llevó a tener un nivel de excelencia.

 

-¿Cuáles son tus próximas competencias? ¿Hay un objetivo central que te propusiste junto a Aníbal Gaviglio para este año?

-En menos de un mes está el Sudamericano en Chile y me voy a tener que seguir preparando mucho para llegar bien a esta competencia, después durante el año tenemos las competencias designadas por la Federación Cordobesa de Natación y además Aníbal siempre busca de participar en torneos de otras federaciones para medirse con distintos competidores.

 

-¿Algo para agregar?

-Como siempre agradecer al Sport Automóvil Club y a todo el personal del club que tan bien me tratan, a la kinesióloga Mónica Shar que gracias a su trabajo, nos ayudó a poder mantenernos bien durante todo los meses de entrenamiento, a Marcos Suárez que nos entrenaba durante la mañana, a mis compañeros de natación y en especial a Lucía y Belén y como siempre a mi entrenador Aníbal que tanto hace por todos los chicos del equipo para que progresemos día a día.