Un proyecto en marcha

El Club Deportivo y Social Defensores de Frontera comenzó a trabajar hace unos meses en un proyecto ambicioso, que tiene como corolario la participación en la Primera C de la Liga Rafaelina de Fútbol.

En pocos días comenzará una nueva temporada de la Primera C de la Liga Rafaelina de Fútbol, donde estará participando el Club Deportivo y Social Defensores de Frontera, quien desde hace unos meses comenzó con un gran proyecto, para integrar a jóvenes deportistas de la vecina ciudad. 

Más allá del afán deportivo, esta idea apunta a la inclusión social de chicos con pocos recursos, para insertarlos en el deporte y evitar que sean parte de diferentes problemáticas que tiene hoy nuestra sociedad.

El presidente de la entidad Maximiliano Páez, la secretaria Marianela Páez y el entrenador Matías Díaz, hablaron con LA VOZ DE SAN JUSTO, para dar a conocer detalles de lo que se viene.

El proyecto

En primera instancia, el presidente destacó: "Nosotros comenzamos a trabajar en este proyecto en octubre del año pasado. Armamos esto con la idea de darle una posibilidad de hacer deporte a los chicos de Frontera. Decidimos ingresar en la Liga Rafaelina, ya que es una liga en la que personalmente he jugado y es muy linda".

Por su parte, la secretaria Marianela Páez, explicó: "El poder afiliarnos a la liga fue difícil por el hecho de todos los trámites que hubo que hacer y los papeles que debíamos presentar. Fue un proceso largo. Nos presentamos en la liga con un proyecto y nos dieron un determinado tiempo para cumplir con los requisitos necesarios. En dos semanas tuvimos que reunir todo, por suerte salió rápido el tema de la personería jurídica, donde ya ahí tuvimos que presentar muchas cosas, habilitaciones de la municipalidad, que nos reconocieran como club y muchos otros detalles. Ya teníamos armado una comisión directiva, trabajamos mucho y fue un objetivo cumplido para nosotros".

La cancha y los equipos

Para el próximo mes de julio, Defensores de Frontera tendrá que presentar su estadio en condiciones, para lo cual están trabajando arduamente. Maximiliano Páez, dijo: "Conseguimos un comodato con el señor Taglioretti por 10 años, para utilizar el terreno donde va a estar la cancha, que va a ser en calle 5 y 98, donde era la antigua cancha del club. Estamos armándola, tenemos tiempo hasta julio parta poder cumplir con todo. Por el momento vamos a ser locales en Josefina, Esmeralda y Zenón Pereyra". 

A la vez, Díaz, entrenador de la categoría juvenil mayor, expresó: "En lo que respecta a lo deportivo estamos trabajando en las cuatro categorías que hay que presentar. Por domingo se disputan 4 partidos, primero la juvenil mayor, luego la reserva, después la juvenil menor y la jornada termina con la primera. El armado de los planteles se dio con la llegada de muchos chicos que se fueron sumando y todos los días van llegando nuevos jugadores. El club no estaba compitiendo en ninguna liga, tuvimos que empezar de cero, estamos entrenando con más de 100 chicos de diferentes edades. Tenemos que dividir los grupos por una cuestión de espacio y todos los días hay chicos practicando".

El club

Llevar adelante una entidad tiene sus complicaciones y se requiere de un gran sacrificio. Marianela Páez apuntó: "Estamos trabajando mucho, buscando apoyo, ya sea económico o en materiales, que nos sirvan porque hay muchas necesidades. La idea del proyecto es trabajar con chicos que están en distintas problemáticas sociales. La situación está muy difícil hoy, hay diferentes problemas que van surgiendo de todo tipo. Son cosas que te mueven y te motivan a seguir luchando por esto. Se vive una desigualdad muy marcada, quizás hay chicos que no tienen botines para entrenar u otros elementos. Recibimos la donación por parte de la diputada Inés Bertero de 50 pares de botines, que se los entregamos a los chicos que no tienen". 

Al tiempo que Díaz comentó: "Es muy difícil poder llevar adelante un club hoy en día, por eso es muy valorable el trabajo de los dirigentes. En un principio tuvimos de palabra el apoyo de auspiciantes, pero que de un momento a otro nos dieron la espalda. Por eso estamos buscando apoyo para seguir en esto. El club ha hecho muchos eventos para recaudar fondos, tenemos que juntar dinero para lo que van a ser los viajes y el armado de la cancha".

El presidente señaló: "Nosotros somos un club donde se hace todo con mucho esfuerzo. Tenemos que pensar mucho en los chicos, trabajar de lunes a lunes. La realidad es que no podemos cobrar una cuota como se hace en todos los clubes, dado que acá hay chicos que realmente no tienen para pagarla, por eso pedimos mucho apoyo. Tenemos los papeles al día, una cuenta bancaria y diferentes aspectos que nos sirven para quienes nos quieran apoyar".

Para finalizar, Maximiliano Páez habló de las necesidades del club y quienes apoyan este emprendimiento. "En este nuevo emprendimiento contamos con el apoyo del senador Alcides Calvo, la diputada Inés Bertero y firmamos un convenio con la municipalidad de Frontera, donde nos van a hacer un aporte mensual, que nos va a servir mucho y eso es gracias a la intendenta Victoria Civalero. Por eso el agradecimiento es para toda la gente que colabora, a los padres y los chicos que confían en nosotros. También a Victoria Civalero y a la municipalidad de Frontera, la diputada Inés Bertero y el senador Alcides Calvo".